Cuando leemos un texto, iniciamos un dialogo intimo con el autor. Interpretemos su mensaje. Aquel que nos cambió a través de su comprensión. La Biblia, al tener a Dios como autor, nos transporta a un encuentro con Él. Leerla permitirá que sus palabras toquen nuestra alma por medio de la razón. A continuación presento seis razones por las que la Biblia debe ser lectura cotidiana:

  1. Dios es el autor.
  2. La revelación de Dios se vuelve una relación personal.
  3. La Sagrada Escritura es un encuentro entre Dios y los hombres.
  4. Si Dios nos quiso decir algo, así lo hizo.
  5. Nos da palabras de vida.
  6. Con fe o sin ella, es el libro sagrado escrito por el ser humano.
Anuncios